EL ANTÍDOTO DE LA SOLEDAD II: los pilares de la autoestima


Tanto en DEL TEMPERAMENTO AL CARÁCTER: la soledad como anécdota como en EL ANTÍDOTO DE LA SOLEDAD compartimos las oportunidades peligros, contradicciones y paradojas de la soledad humana. También vimos que la soledad siempre llega (antes o después, feliz o amargamente, dejando caricias o heridas), y que disfrutar profundamente de amigos, parejas, hijos o padres  requiere aprender a no necesitarlos desesperadamente. Pero… ¿Se puede no depender de los que tanto se ama?  ¿Qué hace que disfrutemos o suframos la soledad? ¿Qué transforma la soledad en privilegio enriquecedor en vez de una condena a sufrir? Si te interesa saberlo… Sigue leyendo

La carcoma de la edad y la tozudería del carpintero


En DE SERPIENTES Y ESCALERAS: las contracorrientes de la edad, vimos como la edad es un tema espinoso que, superficialmente, aparenta sólo tener desventajas. ¿Pero es realmente así? Más allá de sus obvios inconvenientes, ¿Qué ventajas puede llegar a albergar la edad? ¿Está en nuestra mano poder dividir esos inconvenientes y multiplicar sus ventajas? ¿Qué hacer para ello? También en el post anterior leímos que aprender a aprovechar la edad enseña a cultivar la ambición y la paz y desterrar el resentimiento y la resignación, pero ¿Podemos aprender lecciones todavía más valiosas y que vayan más allá de la mera convivencia con la edad? Si te interesa saberlo….

Sigue leyendo

DE SERPIENTES Y ESCALERAS: las contracorrientes de la edad


No me lo esperaba, pero uno de los temas estrella de mi último retiro de Yoga fue la edad. Pasé mucho más tiempo del que me esperaba con mi atención copada por las paradojas, ventajas e inconvenientes del paso de los años. Entré al Ashram con las sensaciones de la primera vez que lo pisé (hará la friolera de unos siete años), pero tras la primera ducha ya tropecé en el espejo con una imagen que en mi cotidianidad ya me resulta familiar, pero que allí (con la sensibilidad anclada siete años atrás) me tomó al salto con la contundencia de lo imprevisto. Arruguitas o amagos de entradas, una expresión desdibujada con una mirada como de brillo domesticado en los ojos… Quién será señor del espejo…

¿Cómo afrontar el ineludible paso de los años? ¿Realmente, qué conlleva necesariamente la edad y qué es opcional? ¿Es que sólo ofrece inconvenientes? ¿Podemos aprender a vivir la edad de una manera más inteligente, útil y satisfactoria? Y lo más importante: el hacerlo, ¿Puede enseñarnos algo extrapolable al resto de nuestra vida más importante que lidiar mejor con la edad? Si te interesa saberlo…

Sigue leyendo

DE DISTANCIAS Y AUSENCIAS: la añoranza de lo propio


Llegué a mi último retiro de yoga  con una retahíla de objetivos idéntica a los anteriores. De los más utópicos a los más prosaicos: desde salud, buenos hábitos, domesticar el cerebro, conocerme mejor,… hasta hartarme de descansar, leer, dormir y remolonear sin relojes ni obligaciones.

Pero sé que también albergaba un deseo más recóndito: como tantas veces antes, alejarme de Barcelona, la ciudad en la que vivo en continuo idilio. ¿A qué viene este deseo reiterado de separarme de lo que deseo? ¿Hasta qué punto tiene sentido privarse de lo que se quiere… y ya se tiene? ¿Aporta algo el poner distancia con lo que se disfruta? Si te interesa saberlo…

Sigue leyendo

EL ANTÍDOTO DE LA SOLEDAD


Vengo de pasar dos semanas en otro de mis necesarios y placenteros retiros de yoga y meditación. Todo un paréntesis paradisíaco donde disponer de mi tiempo a mis anchas, dedicándolo exclusivamente a mí mismo y los hobbies que más me gustan y me convienen: leer, escribir, meditar, pasear y yoguear. Pero quince días solo dan para pensar muchísimo sobre lo que aquí vine a buscar: mi propia compañía y las paradojas, pros y contras de la soledad. He disfrutado muchísimo de cada segundo plenamente conmigo, pero mi atracón de soledad autocomplaciente me hizo sentir por momentos extraño, desubicado, incluso puntualmente confuso. Porque… ¿Dónde acaba el onanismo de la propia compañía y dónde empieza la soledad? ¿Cuándo es útil y placentera, y cuándo una carga contraproducente? Si te interesa saberlo… Sigue leyendo

VACACIONES: más allá del sofá o la mochila


Se acercan o ya hemos empezado uno de los momentos más venerados del año: las vacaciones. Tiempo de descanso, aventura, reposo y placer que el Homo Currantis contemporáneo, en su infinita torpeza, puede convertir en un vía crucis de tensión, conflicto familiar o mera insatisfacción insípida mejor o peor disimulada.

¿Cómo disfrutar más nuestras vacaciones y sacarles el máximo de satisfacción? ¿Se pueden aprovechar para algo más que para no trabajar? ¿Por qué pueden llegar a complicar tanto las relaciones de pareja o familia? ¿Qué hacemos para que el regreso nos resulte tan duro? Si te interesa conocer los errores más habituales al encarar las vacaciones y como no incurrir en ellos… Sigue leyendo

DEL TEMPERAMENTO AL CARÁCTER: la soledad como anécdota


Dejadme confesar algo que para los que me conocen personalmente es una obviedad: siempre fui una rara avis (definición cultureta de perro verde). Individualista acérrimo, compulsivamente alérgico a las manadas, apologeta de la soledad fértil, siempre tuve entre mis santos patronos a gentes como Oscar Wilde (“Cuando la gente está de acuerdo conmigo, siempre me planteo en qué me estoy equivocando”) o Grouxo Marx (“Nunca pertenecería a un club que aceptara a socios como yo”). Esta tendencia misántropa (sólo compensada por mi logorrea compulsiva, vitalismo y curiosidad frenética por el ser humano), se ha ido marcando especialmente con la edad, hasta el punto de hacer del yomimeconmiguismo una manera de vivir que, para saltarme a la torera,  cada vez precisa de más y mejores incentivos.

Sigue leyendo

Àudio Ràdio Sant Andreu: como aprovechar(nos) en vacaciones


Última entrega de la temporada en Ràdio Sant Andreu. Esta vez, en vez de profundizar en temas y artículos del blog, Jordi Milián me ha sorprendido preguntándome sobre como aplicar durante el tiempo de vacaciones todo lo que hemos ido descubriendo en los temas tratados sobre Coaching, Inteligencia Emocional y filosofeos varios sobre felicidad, satisfacción, coherencia y placer. Como siempre, y ya que estamos en verano poniéndonos internacionales y políglotas, yo contesto en castellano a las preguntas de Jordi en catalán

Si hay un tiempo en el que la libertad se muestra como el arma de doble filo que es, ese es el periodo de vacaciones. Recompensa del anterior año y antesala del siguiente, disfrutarlas es una de esas obviedades que aburrimientos varios, tensiones y tasas de divorcios nos demuestran que no son tan obvias. Si te interesa saber cuan sencillo resulta disfrutar de nuestras vacaciones.

Sigue leyendo

¿EMOCIÓN O SENTIMIENTO? La brecha de la autonomía humana.


Como ya vimos en Las emociones: ¿Aliados o enemigos?, las emociones son el factor más importante de nuestras vidas, pues determinan tanto nuestra felicidad como lo que hacemos -y su eficiencia- para conseguirla. Siendo la clave de nuestro bienestar, las emociones parecen asaltarnos sin previo aviso, y no venimos a darnos cuenta de ellas hasta horas, días o meses actuando al dictado de sus influjos. Pero, ¿Podemos incidir voluntariamente en algo tan instintivo como las emociones? ¿Se pueden llegar a controlar? Si te interesa saberlo…

Sigue leyendo

Àudio Ràdio Sant Andreu: Porqué las cebras no tienen úlcera y Piscinas de Perfume y Mierda


Una vez más, las preguntas de Jordi Milián  le han sacado punta a mis respuestas (como siempre en castellano, en atención a los seguidores del blog de América Latina y el resto del Estado Español) sobre dos artículos ya publicados: Porqué las cebras no tiene úlcera de estómago y Piscinas de Perfume y Mierda. Si en el primero trato de explicar porqué un mecanismo tan útil como el estrés se ha convertido en una epidemia para el judeocristiano moderno (y que podemos hacer para dejar de provocárnoslo inmisericordemente), en el segundo trato de responder a otras cuestiones. ¿Se puede adivinar el futuro? ¿Sirve de algo situarse en los mejores escenarios a venir? ¿Tiene consecuencias prácticas pensar que todo saldrá bien o mal? Si te interesa saberlo…

http://www.radiosantandreu.com/espai-coaching-que-zebres-no-pateixen-ulcera-destomac/

Las emociones: ¿Aliados o enemigos?


Alegría, sorpresa, angustia, tristeza, ilusión… Todas ellas son emociones que, en mayor o menor medida, todos hemos sentido en algún momento de nuestra vida. Cada segundo sufrimos, disfrutamos, actuamos y pensamos movidos por ellas, pero rara vez nos paramos a pensar sobre ellas.

De forma más directa o indirecta, todos los artículos del blog intentan responder a dos preguntas cruciales en la existencia: Quiénes somos y qué podemos hacer para ser más felices. Gran parte de las respuestas a ambas  cuestiones tienen que ver –y mucho- con el manejo que hagamos de nuestras propias emociones. Pero ¿Qué son las emociones? ¿Cuáles son sus causas… y sus consecuencias? ¿Hasta qué punto determinan nuestras vidas? ¿Son ellas las que nos dirigen a nosotros o nosotros a ellas? Y lo más interesante, ¿Se puede aprender a controlarlas? Si te interesa saberlo… Sigue leyendo

LO CONTRARIO DE LO MEJOR


“No sólo de pan vive el hombre” (Mateo, 4:4)

Cuando nos falta algo de lo esencial para sobrevivir (alimento, salud, calor, techo), tendemos a creer que al satisfacerlo seremos olímpicamente felices. Pero al conseguirlo empezamos a echar en falta otros aspectos (caprichos materiales, reconocimiento, ocio, realización profesional…) que antes no priorizábamos, pero que de golpe sentimos como necesidades irrenunciables sin las que la vida parece cojear.

Nada más lejos de mi intención que criticarlo. Tal vez en lo exclusivamente material me parezca miope, pero en todo lo demás vindico esta necesidad humana de ir a más, pues es precisamente esta necesidad de sentido, superación y realización (más allá de la mera supervivencia biológica) lo que nos diferencia de los animales y nos convierte en plenamente humanos. ¿Esto es bueno o es malo? Sencillamente es,  según A. Maslow y su pirámide de necesidades. Por las razones que veremos más adelante.

Una vez aceptado que la felicidad del ser humano precisa de mucho más de lo imprescindible para sobrevivir físicamente, y que la plena satisfacción emana directamente de alcanzar cuotas progresivamente mayores de realización y sentido…¿Por qué aceptamos existencias que nos limitan a ir tirando, pero que en el fondo nos dejan un poso de insatisfacción? ¿Por qué sacrificamos con tanta saña la vida soñada por la que parece habernos tocado en una rifa en la que ni recordamos haber participado? ¿Por qué despilfarramos unos talentos –que tenemos- y que de aprovecharlos plenamente nos construirían una vida más a nuestra medida? Si te interesa saberlo… Sigue leyendo

ESFUERZO NO ES SUFRIMIENTO:audio Ràdio SAB


Pospuestas una y diez veces por agendas propias y paternidades ajenas, por fin Jordi Milián y yo hemos podido retomar nuestros deliciosos tête à tête radiofónicos, donde las preguntas – brújula de Jordi dotan de rumbo mi desnortada verborrea sobre Coaching, Inteligencia Emocional, Mentoring y superación personal.

En esta ocasión, Jordi me hizo ampliar los contenidos de algunos de los últimos artículos del blog: EL ARTE DE AFILAR LA SIERRA: la eficiencia del placerFlow y Experiencias Pico:la magia eficiente del placerAtajos al Flow: aprendiendo a construir experiencias pico y Atajos al Flow II: tus creencias al servicio del flujo.

Como siempre, y aunque los hablantes de cualquier otra lengua latina no tendrán la menor dificultad en entender el catalán, yo contesto a las preguntas de Jordi en castellano, en atención de los seguidores internacionales del blog.

En catalán tenemos una frase que dice “D’on no n’hi ha, no hi raja” (de donde no hay, no se puede sacar). Que no os quepa la menor duda: No sé si en mis artículos “n’hi ha“, pero os puedo asegurar que Jordi y sus interrogantes lo hacen “rajar“. Y es que a algunos esto de la paternidad les da un empuje la mar de euforizante. Con la fuerza de una Ola Inmaculada, para ser exactos. Sigue leyendo

Atajos al Flow II: tus creencias al servicio del flujo


En el post anterior Atajos al Flow: aprendiendo a construir experiencias pico, vimos como los momentos de flujo pueden transformar el esfuerzo que conlleva todo objetivo en una fuente intrínseca de placer. También vimos los beneficios estratosféricos de hacerlo (más hacer, más eficiente, más placentero), e incluso una manera de conseguirlo: a través del alineamiento de tus niveles neurológicos. Pero existen otras maneras de transformar las obligaciones en deliciosas experiencias pico y que, también, dependen exclusivamente de ti. Hoy os hablaré, concretamente,  sobre cómo gestionar tus creencias en relación a las expectativas, la dificultad – competencia y el sentido de lo que haces, y como esa gestión puede impedir o facilitar tus momentos de flujo. Si te interesa saberlo… Sigue leyendo

Atajos al Flow: aprendiendo a construir experiencias pico


A los que ya leísteis el anterior post Flow y Experiencias Pico:la magia eficiente del placer, ya no os sonará nuevo que:

  1. Las emociones determinan qué acciones tenderemos a implementar, y con qué grado de habilidad o torpeza lo haremos.
  2. Todo aprendizaje y desarrollo de habilidades conlleva la repetición masiva de aquellas acciones que, por reiteración acumulada, acabarán automatizando lo que estemos aprendiendo.
  3. Sólo reiteramos, con la frecuencia e intensidad necesarias para la automatización de la excelencia, aquellas acciones que disfrutemos profundamente al implementar.

¿Se puede aprender a disfrutar de algo que, de entrada, no nos acabe de atraer demasiado? En el anterior post ya contesté con un más que rotundo SI. En éste, me planteo escudriñar la subsiguiente pregunta crucial: ¿Cómo hacerlo? Si te interesa conocer la respuesta… Sigue leyendo

Flow y Experiencias Pico:la magia eficiente del placer


Como ya vimos (entre otros, en El Arte de Afilar la Sierra), de los millares de taras culturales que heredamos de nuestra sociedad actual destacan todas aquellas creencias, limitantes hasta la castración, relacionadas con el esfuerzo, la mejora y la superación. Refranes y maldiciones bíblicas como “Ganarás el pan con el sudor de tu frente”, “Parirás con dolor”, “No pain, no gain” nos adoctrinan desde bien pequeñitos a relacionar avance con sufrimiento, superación con agobio y mejora con sacrificio, como si todo esfuerzo tuviera que ser necesariamente sinónimo de incomodidad y emociones negativas. Y así, poco a poco, vamos desarrollando una más que razonable aversión instintiva al aprendizaje, la superación personal o la mejora profesional, equiparándolos más a la martirología que a la satisfacción.

Pero, ¿Todo esfuerzo conlleva, necesariamente, sufrimiento? ¿Cada mejora precisa de sacrificio? Y más aún: ¿Podría ser el esfuerzo, más allá de sus resultados futuros,  una fuente de placer en sí mismo? Si crees que si, o como mínimo que es necesario aprender a creerlo… Sigue leyendo

Éxito vs Integridad: el dedo y la luna


Al imbécil, le señalas la luna y mira el dedo”, proverbio zen.

Permitirme que termine el año como lo empecé: a bocajarro, sin mayores concesiones de las inevitables a la autocomplacencia. Se acaba el año, con la carga simbólica que abocamos tan cándidamente al cambio de dígito, y si hay una época fértil a las proclamas bienintencionados y los propósitos de enmienda es, precisamente, el final de cada año. Y no tengo claro si se debe a la mística del calendario, los efluvios del alcohol o la sobredosis de calorías obnubilándonos el entendimiento, pero el aquelarre se repite año tras año: reclamar para el año a estrenar todo un cúmulo de deseos que abarcan desde la salud a la riqueza pasando por la suerte o el amor. Y, obviamente, no hay nada malo en hacerlo. El desequilibrio no estriba en desear todo ello, sino en la manera de formularlo: pidiéndolo personalmente “al nuevo año”, como si fuera algo con orejas para escucharnos y brazos para ponerse manos a la obra de conseguirnos eso que deseamos. Y en pasar más tiempo deseándolo que haciendo que suceda.

Yo, un año más, me niego a pedirle nada a nadie, mucho menos a entes que no existen más allá de nuestros delirios mitologizantes, pues hace años que dejé de creer en los reyes magos, la lotería, la constitución española y el “Año Nuevo”.  Saramago escribió que “a los dioses sólo pido no pedirles nada nunca”, y yo me uno a su oración. Aunque me corrijo, si hay algo que pido para el nuevo año: integridad. Y a alguien en concreto: a mí mismo. El único al que puedo aspirar a que me haga el más mínimo caso.

Ni salud, ni dinero, ni amor a entes abstractos. Voy a limitarme a pedirme a mí mismo la madurez, responsabilidad, coherencia y sabiduría imprescindibles para ejecutar las conductas cotidianas que me ayudarán a conseguir, respecto a mis deseos, todo lo que esté en mi mano alcanzar. Dejaré de quemar incienso a los pies de las deidades a las que imploramos la realización mágica de nuestros deseos, reclamándoles el favor caprichoso del éxito, y me centraré en mi propia integridad para alcanzarlo.

Porque… ¿Qué es el éxito? ¿Y la integridad? ¿En qué se diferencian el uno de la otra? Y como absolutamente siempre: ¿Tiene alguna utilidad práctica el planteárselo? Estoy convencido que sí. Si tú también…

Sigue leyendo

Los límites infinitos de tu libertad


El concepto de Libertad es, sino el principal, uno de los puntos clave de todo proceso de Coaching: no puede haber éxito alguno si el cliente no siente, al acabar su proceso, que es libre de empezar a dar a su vida la forma que desee, y se lance a fondo  a moldearla a su gusto.  Pero, realmente: ¿Somos libres? ¿En qué consiste la libertad? Y, cómo siempre: ¿Tiene alguna utilidad práctica para nuestra vida más cotidiana el planteárnoslo? Freddy Kofman decía que “No hay nada más práctico que una buena teoría”, y yo me lo creo a pies juntillas. Si tú también… Sigue leyendo

Piscinas de perfume y mierda


A Joaquina López. Porque la vida, como la fotografía, necesita de un laboratorio donde positivar los negativos. Sin negativos no hay imágenes, pero sin positivar no hay Fotografía.

¿Qué es un problema? ¿Y una dificultad? ¿Qué los diferencia? Y, realmente, ¿Tiene alguna utilidad práctica el planteárselo? Creedme que si: en mi experiencia profesional, la mayoría de autosabotajes que impiden a mis clientes conseguir sus objetivos nacen, precisamente, de no habérselo planteado nunca. Y en obviar la otra cara de toda carencia actual: la ilusión y el reto por satisfacerla. Sigue leyendo